Saltar al contenido

Dímelo

9 julio, 2013

Dímelo es otra poesía que se encuentra en la obra Versos de una ilusión escrita por mí al principio de empezar a escribir. Tal fue fue lo primero que escribí, junto a La pesadilla del Diablo. Espero que os guste.

…luego está lo simpática que eres hablando conmigo,

esa voz que tienes que se me ha metido en la cabeza

y no hay dios que la saque,

y esa aceleración del corazón que siento cuando veo algo tuyo

y entiendo que es para mí.

Siento, cuando estoy sin ti, que el aire se me escapa, el cuerpo me palpita

y parece que sea una prolongación de mi corazón.

Me pasa siempre últimamente,

siento que los días no nacen con el amanecer

y el silencio no calma mi dolor, sólo lo aumenta con tu recuerdo.

No sé que es lo que es, me siento tan mal,

siento que cuando estoy contigo o leyendo algo tuyo me siento bien, me siento completo.

Siento que mi alma encuentra otra para apoyarse,

que el dolor desaparece para dar lugar a la satisfacción

y a la mágica sensación de sentir lo que eres.

Dime si esto lo sientes tú, y ¿qué es?

¿Qué es este dolor que siento por ti?

¿Qué es esta ansiedad que siento cuando no te encuentro,

cuando no puedo abrazarte y sentir tu respiración en mi cuello?

Dímelo, porque yo no lo sé.

Dímelo porque está acabando conmigo, con mis fuerzas y con mis pensamientos.

Dime que es lo que es, porque a lo mejor si que lo sé,

pero quiero oírlo de tus labios…

No recuerdo por qué en su momento la escribí inacabada. Tal vez sea una pieza más del puzzle de mi alma, que se pierde entre los enigmas del amor. O simplemente sea la poesía que encaja entre los demás versos de Versos de una ilusión. Sea como sea te invito a que sigas leyendo cada martes a las 10 de la mañana y disfrutes de otra fantástica poesía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *